Política

Mauricio Macri, durante la conferencia de prensa en Brasilia junto a Jair Bolsonaro. AFP

Junto a Jair Bolsonaro, el Presidente dijo que la Asamblea Nacional que conduce Juan Guaidó es “la única institución legítima” de Venezuela y llamó “dictador” a Nicolás Maduro.

 

Aunque se cuidó especialmente de no decir que la Argentina reconoce a Juan Guaidó como legítimo presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Mauricio Macri dejó en claro que el camino diplomático que está transitando respecto a la crisis política en Caracas terminará en ese mismo punto.

En la conferencia que dio junto a Jair Bolsonaro en Brasilia, Macri avanzó bastante más que su colega brasileño, llamó "dictador" a Nicolás Maduro y dijo que la Asamblea Nacional -el cuerpo legislativo que preside el antichavista Guaidó desde el 5 de enero- es la única institución "legítima" de todo el andamiaje venezolano. 

La otra cuestión que observará la Argentina es el apoyo popular que consigan Guaidó y los dirigentes opositores que lo acompañan en la marcha en Caracas del 23 de este mes. Ese mismo día habrá otra marcha chavista llamada por Maduro, con lo cual la Argentina, y los otros países reunidos en el Grupo de Lima que deconocen el nuevo mandato de Maduro, podrán medir qué apoyo tiene cada uno de los grupos. Es un modo poco ortodoxo para sentar posiciones diplomáticas, pero el propio Faurie sostiene que será un dato determinante.

Antes de esa marcha, los cancilleres de la OEA se reunirán en Washington en un encuentro convocado de urgencia. Allí continuarán algunas de las conversaciones que ya vienen manteniendo en whatsapp -un signo de los tiempos que explica en parte la velocidad con la que escaló la preocupación en la región- y emitirán una declaración de condena al régimen bolivariano. De allí también podría surgir la convocatoria a una cumbre de presidentes, que dependerá de lo que ocurra en las avenidas caraqueñas el miércoles próximo.(Cllarín)

 
 
 

Cristina, Máximo y Florencia Kirchner, a juicio oral por la causa Hotesur.

Es la causa de los hoteles, en donde se acusa a la ex Presidente, sus hijos y a Lázaro Báez, entre otros, de lavado.

 

El 1 de febrero comienza el año judicial y Cristina Kirchner enfrentará su primer juicio oral y público por corrupción: el 26 de febrero será juzgada por haber favorecido a Lázaro Báez con la obra pública vial en Santa Cruz. Previo a dicha fecha, sumará su quinto juicio oral, ya que el juez Julián Ercolini enviará a la ex Presidente -junto a sus hijos Máximo y Florencia y al empresario K, entre otros-, a juicio la causa Hotesur SA donde se los acusa de haber lavado al menos, $ 80 millones.

Cristina Kirchner volverá a los Tribunales para enfrentar en febrero su primer juicio oral.

Cristina Kirchner volverá a los Tribunales para enfrentar en febrero su primer juicio oral.

El 21 de diciembre pasado, los fiscales Gerardo Pollicita e Ignacio Mahiques pidieron que Cristina Fernández de Kirchner y sus hijos Máximo y Florencia Kirchner, el empresario Lázaro Báez, Romina Mercado (hija de Alicia Kirchner) y Osvaldo Sanfelice, entre otros acusados, vayan a juicio oral en la causa Hotesur SA donde fueron procesados por lavado de dinero.

Ya están esperando que el correspondiente Tribunal fije fecha de inicio, las causas Los Sauces SA (lavado de dinero, asociación ilícita y dádivas), Obra Pública (asociación ilícita y defraudación), Dólar Futuro(administración fraudulenta) y Pacto con Irán (encubrimiento agravado y estorbo de acto de funcionario público).

En Hotesur SA, el juez Ercolini procesó a la ex Presidenta y demás acusados por actividades ilícitas de blanqueo agravadas por actuar en banda. Hotesur es la firma dueña del hotel Alto Calafate. 

Los investigadores estimaron que en estas operaciones se llegaron a blanquear al menos $ 80 millones y por ello se les trabó a cada uno de los principales imputados, embargos por $ 800 millones: diez veces el monto que se habría lavado.

Lázaro Báez manejó los hoteles K hasta julio de 2013.

Lázaro Báez manejó los hoteles K hasta julio de 2013.

La hipótesis que investigaron los fiscales Gerardo Pollicita e Ignacio Mahiques es que los ex presidentes y sus hijos recibieron dinero “a través del negocio hotelero bajo cierta apariencia de legitimidad”, lo que les aseguraba poder declarar esos fondos ante la Oficina Anticorrupción y ante el fisco “ocultando su verdadero origen” supuestamente ilícito.

Estas transferencias incluyen los 4,6 millones de dólares que la hija de Cristina Kirchner tenía en el Banco Galicia, embargados hace dos años.

Según el fiscal Pollicita, las supuestas maniobras comenzaron por la necesidad de Néstor y Cristina Kirchner de contar con dinero líquido “en blanco” para poder “justificar la compra de los hoteles Alto Calafate y Las Dunas”.

Para la Justicia, se "dio por corroborada la maniobra por la cual la asociación criminal investigada canalizó una porción de lo que era sustraído al Estado Nacional —a través de la obra pública vial—, a los ex presidentes y a su núcleo familiar por medio de un esquema de lavado de dinero montado en base a la actividad hotelera que aquellos llevaban adelante a través de la empresa Hotesur".

El hotel Alto Calafate, epicentro de maniobras de lavado. Foto: Alejandro Guyot.

El hotel Alto Calafate, epicentro de maniobras de lavado. Foto: Alejandro Guyot.

Por ello, se sostuvo que existió "la puesta en marcha y concreción de una estructura coordinada" durante doce años, para "sustraer de las arcas públicas miles de millones de pesos" y esos fondos "iniciaron un camino de retorno a través de distintos mecanismos de lavado de dinero a favor de la familia Kirchner".

Por eso en el pedido a elevación a juicio de los fiscales, se remarcó que se estableció un "circuito económico basado en la actividad hotelera" que le permitió a los Kirchner "canalizar regularmente" fondos que recibía Báez de la obra pública y mover el dinero a través de "una sociedad pantalla" para aplicar el mismo "a maniobras de blanqueo".

Los hijos de Cristina Kirchner sumarán su segundo juicio oral por lavado de dinero.

Los hijos de Cristina Kirchner sumarán su segundo juicio oral por lavado de dinero.

Cómo era la maniobra de lavado

La Justicia determinó que las operaciones de lavado contaron con una instancia previa: que Néstor y Cristina Kirchner se hicieran de "fondos líquidos para poder justificar la adquisición de esos establecimientos hoteleros". Entre 2005 y 2009 hubo más de quince compra-ventas de terrenos y propiedades entre Báez K y los ex presidentes.

1) Adquisición de hoteles. Con dicho flujo de dinero, indicó Ercolini, "Kirchner -a través de su hijo Máximo- adquirió el hotel Las Dunas por 700.000 dólares y la totalidad del paquete accionario de la firma Hotesur, propietaria del hotel Alto Calafate, por 4.900.000 dólares".

2) Utilización de Valle Mitre. En una segunda instancia, para la “maniobra económica diseñada desde el negocio hotelero”, fue indispensable la firma Valle Mitre SRL, propiedad de Lázaro Báez, creada meses después de que los Kirchner adquirieron los hoteles. Fue utilizada en el esquema de blanqueo “para recibir ese dinero y aplicarlo al negocio de la hotelería, y permitir así que la ganancia ilícita se distancie de su verdadero origen”.

3) Canalización de fondos para Valle Mitre. La firma no tenía capacidad económica para pagar el alquiler de Hotesur. Por eso, quien le inyectaba dinero era Austral Construcciones -principal contratista de la obra pública vial-. La empresa que administró los hoteles de los Kirchner registró ingresos por pagos de la constructora entre 2007 a 2015, por casi 71 millones de pesos.

4) Ingreso de fondos al patrimonio K. Dichos fondos después se derivaban a la empresa hotelera de la ex Presidenta. Valle Mitre, a su vez, enviaba dinero a otras empresas del Grupo Austral (Kank y Costilla, Loscalzos y Del Curto, La Estación SA, Don Francisco) para que estas terminen alquilando habitaciones de los hoteles sin utilizarlas. Garantizaron así ingresos por más de 14 millones de pesos a la familia Kirchner.

Entre 2009 y julio de 2013, Báez garantizó a los Kirchner 27.592.110 pesos por alquileres a Hotesur SA. La cifra es importante, pero más la proporción que guarda en el total de los ingresos de la empresa familiar. El 54 % de los ingresos de Alto Calafate provinieron del Grupo Austral.(Clarín)

 
 
 

Pablo Moyano durante una marcha de la CGT Y CTA por el Empleo en plaza de Mayo en 2017. (Foto Diego Diaz)

Dijo que “Lavagna es una figura interesante”.  Y advirtió que “a partir de marzo, se van a agudizar los conflictos sociales”.

 

Pablo Moyano coincidió con algunos de los  dirigentes que afirman que una eventual alianza entre Cristina Kirchner y Sergio Massa podría ganarle a Cambiemos en las elecciones presidenciales.

El dirigente de Camioneros y vicepresidente del PJ bonaerense habló de la unidad del peronismo "para derrotar a la derecha".

Y al ser consultado por una fórmula Cristina presidenta y Massa gobernador, respondió: "Podría ser una fórmula fuerte". Y agregó que eso lo decidirán los afiliados al partido justicialista: "Lo importante es que tenemos que estar todos en el frente nacional: Cristina, Massa, Rossi, Solá y ojalá Lavagna", afirmó en diálogo con AM 530.

Moyano hijo también analizó la figura del ex ministro de Economía, quien se mostró con Miguel Ángel Pichetto, aliado de Massa en Alternativa Federal y que se opone a una alianza con sectores del kirchnerismo

"(Lavagna) se ha incorporado hace pocos días, nadie puede cuestionar su trayectoria, su responsabilidad en el gobierno de Néstor Kirchner, es cuestión de limar diferencias con todos los sectores", expresó el dirigente gremial.

"El peronismo se está rearmando y hay una gran movilización de los dirigentesde primera línea y los militantes para derrotar a la derecha", enfatizó.

Moyano advirtió que a medida que la gente vuelva de su descanso vacacional "a partir de marzo, se van a agudizar los conflictos sociales".

Alberto Fernández, ex jefe de Gabinete de Néstor y Cristina, fue el primero en asegurar que Massa y la senadora de Unidad Ciudadana compartían una misma visión sobre el país.

Y si bien Graciela Camaño, jefa del bloque massista en Diputados, aseguró que "no hay coincidencias", fue el intendente de Tigre, Julio Zamora, delfín de Massa, quien no descartó un acuerdo de Sergio Massa con el kirchnerismo.

Por ahora, el líder del Frente Renovador recorre el país en una camioneta y desembarcó con su campaña en Mendoza, donde girará tres días para estar el "mano a mano" para charlar con vecinos de pueblos y ciudades. Durante su último encuentro con Pichetto y Lavagna, Massa aseguró que "fortalece el armado de Alternativa Federal".

La ex presidenta mantiene un silencio táctico, que intercala con reuniones en el Instituto Patria y sus comentarios por Twitter, como el último mensaje que publicó para condenar "la brutal persecución que sufre Milagro Sala, con una condena a medida de Macri y Gerardo Morales". Su situación judicial en pleno año electoral, también es otra de sus preocupaciones.(Clarín)

 
 
 

Macri. Cerca de la gobernadora Vidal intentan convencerlo de las ventajas mutuas de desdoblar la elección en Provincia. FOTO: PRESIDENCIA.

El peso se desplomó en 2016, 2017 y 2018, elevando la pérdida total al 74 por ciento, la mayor depreciación de todas las monedas

 

La oposición en Argentina llamó al presidente Mauricio Macri de muchas formas desde que asumió el cargo en 2015. Pero la etiqueta que probablemente duele más a un líder promercado es la que le han dado los mercados de divisas globales: el mayor perdedor del mundo. Wall Street aplaudió la decisión de Macri durante la primera semana de su gestión de retirar los controles cambiarios, a pesar de que el peso perdió aproximadamente una cuarta parte de su valor esa primera jornada. Elogiaron la medida anticipando que crearía una moneda más competitiva, impulsaría el crecimiento y alentaría la inversión extranjera. Sin embargo, todo ha ido cuesta abajo desde entonces. El peso se desplomó en 2016, 2017 y 2018, elevando la pérdida total al 74 por ciento, la mayor depreciación de todas las monedas. Los estrategas que pronosticaron la ola de ventas del año pasado dicen que es probable que la tendencia no cambie. El peso perderá otro 20 por ciento este año, según la mediana de las previsiones de nueve analistas encuestados por Bloomberg. Los dos principales pronosticadores del cuarto trimestre, la corredora polaca Cinkciarzpl y Morgan Stanley, con sede en Nueva York, esperan que el peso caiga en los próximos meses. "Todavía hay muchos, muchos problemas", dijo Marcin Lipka, analista sénior en Cinkciarzpl en Zielona Gora, una ciudad en el oeste de Polonia. Lipka espera que la moneda se deslice alrededor del 26 por ciento a 50 por dólar para finales de año. "Hay una fuerte demanda por parte de la población para que se relaje algo el cinturón. La inflación probablemente será de alrededor del 30 o el 40 por ciento, lo que arrastrará la moneda a la baja". Ese pesimismo va en contra de los gestores y estrategas de fondos, entre ellos Franklin Templeton, Man Group y TIAA Bank, quienes sostienen que la venta masiva creó una oportunidad de compra para los activos argentinos. Los inversores alcistas recibieron un impulso a finales del año pasado cuando el país anunció su primer superávit comercial en casi dos años y el peso comenzó a estabilizarse. También es cierto que las nuevas políticas monetarias del banco central, adoptadas en octubre, han contenido la mayor parte de la volatilidad cambiaria y han dado confianza a los responsables de política de que pueden hacer frente a los especuladores. El peso se fortaleció más del 11 por ciento desde finales de septiembre, y el jueves, la moneda se fortaleció demasiado, lo que llevó al banco central a comprar dólares para mantenerlo dentro del rango de cotización predeterminado. Sin embargo, los pesimistas tienen su propio argumento convincente. Macri quiere salir reelegido este año y está tratando de sacar al país de la segunda recesión en tres años mientras cumple las condiciones del mayor rescate de la historia por parte del Fondo Monetario Internacional. Con ese telón de fondo, puede ser poco realista que el peso vuelva a encarrilarse. Los economistas encuestados por el banco central de Argentina son un poco más optimistas que Lipka. Según una encuesta de diciembre, aumentaron su estimación del peso a 48,3 por dólar para finales de 2019, más alto que un pronóstico anterior. Una advertencia al panorama sombrío: estrategas entre los que figuran James Lord de Morgan Stanley, el segundo pronosticador del peso con mayor nivel de acierto en el cuarto trimestre, dice que si bien la moneda probablemente caerá este año, el peso ofrece un alto carry frente a sus pares. Eso hace que ciertos activos argentinos sean atractivos, dijo. Kathryn Rooney Vera, jefa de análisis de Bulltick en Miami, está de acuerdo. La convulsión de la moneda no es culpa de Macri totalmente. El presidente heredó un Gobierno excluido de los mercados globales después de que sus predecesores, el difunto Néstor Kirchner, y posteriormente su esposa, Cristina Fernández de Kirchner, renegaran de la deuda, fuesen censurados por publicar estadísticas erróneas y recurriesen a restricciones siempre cambiantes para bloquear las importaciones. Lipka, nativo de Varsovia, dijo que ve similitudes con su infancia en la década de 1980, cuando Polonia entró en una crisis financiera durante los últimos años del Gobierno comunista y la consiguiente liberalización económica y política coincidió con una fuerte depreciación del zloty. Macri probablemente hará algunas concesiones de política este año para asegurar un segundo mandato, poniendo aún más presión sobre la moneda, dijo Lipka. (Fuente www.perfil.com). 

 

Cristina, Macri, Vidal y Massa. En imagen, sólo zafa la gobernadora.

Encuesta exclusiva: midieron a 13 potenciales candidatos y reprobaron 11

 

Es un sondeo nacional de una de las consultoras que mejor pronosticó las últimas elecciones. La mayoría tiene entre 60% y 70% de imagen negativa. Cómo está la intención de voto.

Será, como pocas veces, la elección del menos malo. O del menos rechazado. A sólo ocho meses de las primarias nacionales, la mayoría de los principales precandidatos tiene una imagen negativa que oscila entre el 60% y el 70%, según revela una encuesta a la que accedió Clarín en exclusiva. En ese lote se incluyen quienes mayores chances muestran para presidir el país entre 2019 y 2023. De 13 dirigentes, potenciales postulantes, 11 reprobaron. Casi todos.

El estudio es de Opinaia, una consultora creada en 2010 y que se diferenció de arranque por hacer mediciones online. Trabaja más para el mundo empresario y de los negocios que el político. Pero tuvo buenos pronósticos en 2015 y 2017.

"Estas encuestas las hacemos como tracking interno y para hacer difusión. Tenemos algunos clientes privados (empresas) que contratan nuestro servicio de consultoría política", explicaron desde la consultora a este diario.

Su último trabajo incluyó un relevamiento de 2.500 casos en todo el país, entre el 11 de diciembre y el 1° de enero. Los resultados se presentan con un margen de error de 2%. 

Los aprobados

Con matices, a los 13 dirigentes medidos se los menciona o mencionó como variante para la presidencial: como cabeza o al menos para integrar una fórmula. Los únicos que terminan "en verde" (con más imagen positiva que negativa) son Roberto Lavagna y María Eugenia Vidal. 

El economista, para muchos el candidato tapado que necesita el peronismo para vencer a Cambiemos, suma 9% de imagen "muy positiva" y 30% de "algo positiva" contra 23% de "algo negativa" y 13% de "negativa". Su talón de Aquiles es el desconocimiento: a más de 10 años de su salida del poder y de su fallida postulación presidencial, cuando lo nombraron un 24% aseguró que "no lo conoce". Pero si se despeja esta variable, y sólo se tiene en cuenta a los que emitieron opinión sobre su figura (lo que se conoce como "imagen neta"), redondea un 52% positivo y un 48% negativo.

En el caso de la gobernadora, si bien la imagen neta termina con un diferencial de sólo dos puntos a favor (51% de positiva y 49% de negativa), en el país su nivel de conocimiento llega al 92%. En cuanto a la imagen desagregada, acumula un 23% de "muy positiva", 25% de "algo positiva", 18% de "algo negativa" y 27% de "muy negativa".

Los reprobados

Del otro lado del tamiz, con balance en rojo, quedan 11 dirigentes. Con Martín Lousteau y Felipe Solá en las puntas, si se los ordena por su imagen negativa. El diputado ahora radical tiene 54% y el ex gobernador, 69%. En el medio aparecen Margarita Stolbizer (55%), Elisa Carrió (56%), Horacio Rodríguez Larreta (58%), Mauricio Macri (60%), Cristina Kirchner (62%), Juan Manuel Urtubey (63%), Sergio Massa (66%), Axel Kicillof (66%) y Alfredo Olmedo (68%).

El diputado salteño, aliado de Cambiemos en la Cámara baja y ya lanzado de amarillo para la presidencial, trae un plus (en contra): tiene 32% de nivel de desconocimiento y se corona como el peor en este rubro.

Cuando se analiza el detalle de las imágenes, se confirman los extremos de Cristina. Con Vidal, son las únicas que superan los 20 puntos de imagen "muy positiva" (la gobernadora tiene 23% y la ex presidenta, 21%). Pero, por otro lado, la ex mandataria bate récord de imagen "muy negativa", con 48 puntos. Acá se emparenta con Macri: el Presidente es el otro que supera los 40 puntos de imagen "muy negativa" (tiene 42).

 

 

La intención de voto, estable

Sobre el final de su informe de 19 páginas, Opinaia presenta dos escenarios de intención de voto a Presidente. Las variantes se vinculan al peronismo federal. En un caso miden a Massa y en el otro, a Urtubey. No hay demasiadas diferencias por ahora. 

Los resultados de los dos escenarios muestran la vigencia de la polarización, con un empate técnico entre Macri y Cristina. El Presidente aparece arriba por un punto en ambos casos (28 a 27 y 27 a 26). El resto sigue muy lejos: Massa está clavado en 11% y Urtubey llega a 8%. Todos números similares a los que había difundido en noviembre la consultora.(Clarín)

EL senador Miguel Angel Pichetto. Foto: Andres D'Elia

“El delito peruano es agobiante en la Argentina”, aseguró el senador en una entrevista con Clarín. Dijo que la política de Jair Bolsonaro puede provocar que los narcos “pasen a operar” en nuestro país.

 

Miguel Angel Pichetto, por lo general, dice lo que piensa y no recurre demasiado a los filtros para dar una respuesta. Al jefe del bloque de senadores del PJ poco le importa si el interrogante tiene que ver con la inseguridad, con la evaluación del gobierno de Mauricio Macri o con el escenario en el peronista, Cristina Kirchner incluída.

El senador Miguel Angel Pichetto. Foto: Andres D'Elia

El senador Miguel Angel Pichetto. Foto: Andres D'Elia

 

Sin que lo conduzcan, en una entrevista con Clarin, el dirigente peronista y postulante presidencial entra en el complejo tema de la seguridad y alude a la llegada al poder de Brasil del nuevo presidente, Jair Bolsonaro. "Si hace una política de seguridad dura", teoriza, cree que las bandas de narcos y crimen organizada como el Comando Vermehlo, acosadas por las fuerzas armadas en el país vecino, "pasen a operar en territorio argentino".

Pichetto no dudo afirmar que "el delito peruano es agobiante en la Argentina en términos de motochorros, mano armada y droga ligada a la cocaína", o referirse a los extranjeros que cometen delitos graves y son detenidos: "Tienen que cumplir la condena e inmediatamente después, tengan hijos, mujer, perro, todos ellos tienen que irse de la Argentina".

Y critica con dureza la política de Seguridad de la Ciudad de Buenos Aires, a cuya policía califica como "mala": "Hay una fragilización de los sistemas de seguridad en todas las provincias, en la Capital es increíble lo que se ha hecho. Han destruido una fuerza como la Federal y han entregado la calle".

- ¿Qué debate debe haber sobre la inseguridad?

- El debate central es un proyecto de Estado Nación, donde las fuerzas armadas tengan un rol de defensa, de presencia en los intereses nacionales, en el control de la Patagonia, de la frontera norte. Si Bolsonaro hace una política de seguridad dura en contra del delito organizado y de los narcos, es muy probable que en la frontera norte tengamos problemas. Porque están operando bandas organizadas como el Comando Vermelho que son organizaciones militarizadas que si tienen mucha presión del ejército brasileño es muy probable que pasen a operar en territorio argentino.

- ¿Y entonces?

- Y ahí hay que estar preparados y dejar esta visión ingenua y estúpida de que en Argentina todos pueden ingresar alegremente, son todos buenos. Hay que tener una mirada de cuidado y de control de nuestras fronteras, quién ingresa y quién sale. Y empezar a mirar a estas bandas y sus vinculaciones en el norte del país.

- El Gobierno quiere agilizar las deportaciones de extranjeros que delinquen...

- Hay jueces que son muy benevolentes. Entonces un delincuente peligroso que es narcotraficante y mata a los pibes vendiéndoles drogas tiene la contemplación de los jueces contencioso administrativos de la Argentina que les permiten seguir quedándose en el país, porque tienen hijos en Argentina, toda esta pavada que tenemos acá...

- ¿Por dónde pasa entonces el foco?

- Hay una estructuración ligada a organizaciones delictivas peruanas que salen de las villas periféricas de la Ciudad de Buenos Aires y de la provincia. El delito peruano es agobiante en la Argentina en el esquema de motochorros, robos a mano armada y de la droga ligada a la cocaína. Y el control de las villas que tienen...

- Pero según las estadísticas, la incidencia de extranjeros no es baja?

- Las estadísticas que más preocupan son la de los delitos federales. Lo que es significativo y genera gran inquietud es que en las cárceles federales delitos graves que tienen que ver con el narcotráfico y organizaciones delictivas hay un porcentaje del orden del 26-27% de presos extranjeros. Y en algunos momento subo el 30.

- ¿Tiene que haber mayor control en el ingreso?

- Argentina hasta hace poco tiempo anotaban en Migraciones en una tarjeta. No tiene intercambio con los países limítrofes, no sabemos quién ingresa y si lo hace con antecedentes. Lo que hay que tener es un sistema que permita rapidez y efectividad. Si el delito es menor, arrebato en la calle o tirar piedras en la plaza, tienen que ser inmediatamente expulsados si son extranjeros. Porque rompe el pacto de convivencia social que ya es bastante frágil. Hay que salir de la estupidez crónica que tiene Argentina, de esta visión políticamente correcta que somos todos buenos. Y si son delitos graves tienen que cumplir la condena e inmediatamente, tenga hijos, mujer, perro, todos ellos tienen que irse de la Argentina.

- ¿Las últimas medidas corrigen eso o son electoralistas?

- Yo vengo diciendo esto hace muchos años, desde mi gobierno, que tuvo una política bastante equivocada con el tema Patria Grande, siempre tuve una visión crítica. Estas medidas, el de bajar la edad es un debate más viejo. Hay delitos que cometen menores, pero no es el problema que hoy está viviendo la Argentina en inseguridad.

Hay una fragilización de los sistemas de seguridad en todas las provincias, en la Capital es increíble lo que se ha hecho. Destacó que Larreta es un hombre comprometido, que trabaja en la obra pública y es un buen administrador, pero en materia de seguridad se han equivocado. Han destruido una fuerza como la Federal, que tenía una logística, inteligencia criminal, sabía quien era quien, manejaba los barrios, y la ha sustituido por una policía de juguete. Que no está en la calle, han entregado la calle. El problema mas graves que tiene es que esta policía de la Ciudad no controla la calle y produce un impacto demoledor en la credibilidad. Cuando ocurre un evento a dos cuadras de la casa de Gobierno, en la calle Tacuarí, y un sueco pierde una pierna, un delincuente que se baja de un auto impunemente y no hay un policía alrededor, el precio que paga la Argentina en términos de divisas por turismo es extraordinaria, porque eso repercute en el mundo.

Y lo mas graves de todo es que no hubo ni una palabra oficial sobre el hecho. Y todavía estamos viendo si identificamos la patente del auto, de donde entró. Debe haber venido de algunas de las villas de la periferia, algunas de las villas de la periferia que todavía las están urbanizando, de la 31, de la 1.11.14, de la 21. Los muchachos operan ahí y muchos de los delincuentes son extranjeros.

- ¿Cuál es la solución?

- Hay que mejorar las policías y hacer una reforma de todas las policías. Hay que volver a recuperar la Federal para la Ciudad de Buenos Aires y para el país. Hay que retroceder con esta policía de la Ciudad, es muy mala. Mas allá del esfuerzo que le está poniendo el Gobierno de la Ciudad, es mala. No se forma una Policía en cuatro años, la paga la gente esta movida equivocada que hicieron.(Clarín)

El camionero dijo desconocer si Cristina Kirchner será candidata.

 

En su doble rol de dirigente sindical y vicepresidente primero de PJ bonaerense, Pablo Moyano auguró una gran PASO nacional en la que converjan las múltiples caras del peronismo. "Estamos hablando con todos los sectores, desde el massismo al kirchnerismo pasando por el peronismo que no se ve representado por estas estructuras. Ojalá que aquellos que tengamos el mismo pensamiento de defensa del trabajo argentino, de los jubilados y las paritarias podamos terminar en una gran PASO nacional", dijo.

En la entrevista radial se le preguntó por tres candidatos puntuales: Cristina Kirchner, Roberto Lavagna y Sergio Massa, quien este domingo sostuvo que quiere "ser presidente o crear una nueva mayoría para derrotar a Macri". El camionero contestó: "Ojalá que el compañero Sergio Massa converja en este frente patriótico nacional que se está hablando".

Moyano aseguró que no sabe qué hará CFK: "Sólo el círculo de ella sabe si será candidata o no; lo que no podemos seguir es esperando ya que hay muchos que ya se candidatearon".

Finalmente se le consultó por Lavagna, candidato que promueve Luis Barrionuevo y una parte del sindicalismo: "Es un candidato que se viene instalando aunque nosotros no hemos aún hablado con él" pero reconoció tener "una buena relación de cuando fue parte del Gobierno nacional". Siguió: "Creo que es un candidato importante, aunque más allá de las diferencias entre unos y otros, el Justicialismo es el que más candidatos puede proponer". En su rol gremial consideró que "hay una bronca y una angustia en la gente que va creciendo; si bien en diciembre no hubo los problemas que se decían, en marzo o abril habrá movilizaciones callejeras".(Clarín)

 

¿Candidata?. La ex presidenta aún no exteriorizó sus aspiraciones. FOTO: CEDOC 

Alternativa Federal no logró instalar un candidato competitivo. El kirchnerismo se ilusiona con sumar más adhesiones en el verano.

 

"Si el peronismo se une, gana”, es la máxima más repetida desde que Mauricio Macri llegó a la presidencia. A pesar de presentarse como una certeza indiscutida, no solo por la oposición sino también por el oficialismo, los peronistas iniciarán el año electoral partido y sin cumplir con este mandato y, en cambio, se preparan para competir en un escenario dividido. En los últimos meses, el sector que no acepta la posibilidad de que Cristina Kirchner sea candidata buscó instalar un candidato competitivo. Alternativa Federal, encabezada por los gobernadores Juan Schiaretti (Córdoba) y Juan Manuel Urtubey (Salta), el senador Miguel Pichetto y Sergio Massa, hizo su presentación para acotar las chances de la ex presidenta pero llega a 2019 sin poder mostrar una verdadera opción de triunfo. Aunque están lejos de la unidad, en el entorno de la ex presidenta es donde hoy hay mayor optimismo. “No sé si vendrán todos, pero para marzo hay muchos que van a abrirse a un acuerdo”, dicen. Para eso, la senadora de Unidad Ciudadana debe romper con el convencimiento de que sus votos alcanzan para llegar a la segunda vuelta pero no para ganarla. Por ahora, sin sondeos que den por segura esta posibilidad, muchos dirigentes peronistas rechazan una alianza ya que ir a la unidad significaría encolumnarse detrás de su postulación y resignar las aspiraciones propias. Aunque buscan los acuerdos, en el kirchnerismo advierten: “Nadie que tiene posibilidad de ganar se baja de una elección”, sobre la demanda de que el acuerdo sea sin Cristina candidata. Desde el Instituto Patria reconocen que la causa de los cuadernos escritos por Oscar Centeno, en la que se investiga el pago de coimas en la obra pública, los golpeó duro sobre los votantes que debían reconquistar. “Votos no perdimos, pero esto reavivó la imagen de José López con bolsos de dinero en un momento en el que debíamos sumar a otros votantes y no lo hicimos”, reconocen y se preparan para una campaña en donde la corrupción sea uno de sus ejes. Alternativo En Alternativa Federal hay quienes tejen estrategias pensando en que la ex presidenta no volverá a estar en una boleta. Entre ellos, quien más se ilusiona es Sergio Massa. A pesar de que sus sufragios fueron en caída desde 2013, el tigrense es quien más intención de votos cosecha en este espacio y asegura que será candidato. “Si pierdo, me voy de la política”, dice convencido de que Cristina podría no presentarse y de que tiene posibilidades de ganar. Su alejamiento de la política y la dedicación al derecho ya lo había anunciado para estos tiempos, sin embargo, desde 2005 Massa es un “candidato serial” ya que participó de todas las elecciones (municipales, legislativas, presidenciales) y estuvo en diferentes boletas cada dos años. “Al igual que en 2017 hacemos estrategias electorales pensando que Cristina no se presenta, Cristina es un hecho y tenemos que buscar ganarle incluso a ella”, es otra de las posiciones que se está escuchando en el peronismo anti K. Empiezan a evaluar otro escenario. “Arriesgar pronósticos electorales hoy ante un escenario económico volátil es imposible, pero cuidado que la crisis no haga que Macri quede tercero y vayamos a un ballottage con Cristina”, se ilusionan quienes ven a la senadora activa y ya sin posibilidades de que no sea parte de la elección. Hoy, ni hasta las encuestas más optimistas que ellos mismos dan a conocer muestran este escenario. Desde el entorno de Urtubey, otro de los presidenciables de este sector, detallan que el electorado más importante y del que dependerá el triunfo el próximo año está en “los votantes que muestran un hartazgo de Cristina y de Macri. Ese es nuestro desafío: que la interna sea más pareja, el votante será el que nos ponga en carrera y es la elección interna la que nos tiene que mostrar como la verdadera opción peleando de igual a igual en un escenario dividido en tres”, detallan en Salta. Se entusiasman con que los votos de agosto los muestre como la revelación. “Los peronistas somos como los gatos, cuando parece que nos estamos peleando, es que nos estamos reproduciendo”, es la frase de Juan Domingo Perón con la que insisten los peronistas cuando no logran la unidad. A pocos días de iniciarse el año electoral y después de distintas derrotas, la reproducción parece cada vez más lejana. CFK busca seducir a empresarios Después del descanso en El Calafate, adonde partió para pasar las fiestas y vacaciones, Cristina Kirchner retomará su actividad en Buenos Aires. La tarea como senadora de Unidad Ciudadana no le llevará tanto tiempo como planea ocupar en el armado electoral. Hay un sector con el que aún le falta dialogar y es en el que se enfocará en los próximos meses: los empresarios. “Si ser pro empresa es ir a los cócteles, no lo fui en la presidencia y no lo seré nunca”, repite. Sin embargo, la senadora entiende que el desencanto y la desconfianza que el empresariado siente con el gobierno de Cambiemos le da la posibilidad de sentarse con los hombres de negocios con los que incluso tuvo fuertes cruces en su gobierno y conseguir su apoyo electoral. “Hoy nos podemos volver a sentar hasta con Eduardo Eurnekián, que el año pasado en plena campaña electoral la quiso jubilar y hoy ve que Macri puede sacarle los aeropuertos. Podemos sentarnos con banqueros como Jorge Brito, con quien también tuvimos fuertes idas y venidas. Podemos sentarnos con muchos que ven que lo que está sucediendo con Cristina no les pasaba”, evalúan cerca de la ex presidenta. Quienes preparan el escenario y ya ablandan a los empresarios son Axel Kicillof y Alberto Fernández. El primero busca llevar tranquilidad al sector de las finanzas, metalmecánica, el campo, electrónica, textil, autopartes, plásticos, cueros, calzado y supermercados. En estos encuentros, los directivos reconocen estar decepcionados con el gobierno de Cambiemos, hacen autocrítica sobre algunas medidas apoyadas por ellos que no funcionaron y admiten que necesitan un mercado interno dinámico. “No nos piden medidas y tampoco nosotros aún pedimos el apoyo, son las primeras charlas”, dicen en el entorno de Cristina, desde donde buscan que más adelante el circulo rojo empresarial se meta de lleno en la campaña con un documento en el que pidan “un cambio al rumbo económico y marquen el camino”.  (Fuente www.perfil.com).

Page 7 of 9

Apunta tu Cel al Código QR

ElDiarioDeseadense el Portal Virtual más visto en la Patagonia. Con la noticia al instante en el momento preciso del día.

4454294
ahora
Visitantes Online
8318
4454294

Tn en Vivo

Template Settings

Theme Colors

Blue Red Green Oranges Pink

Layout

Wide Boxed Framed Rounded
Patterns for Layour: Boxed, Framed, Rounded
Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…